Imprimerie du Marais Notebook 2

  • Imprimerie du Marais Notebook 2
     
    Anagrama was invited to collaborate by Parisian printer Imprimerie du Marais, along with seven acclaimed agencies around the world, on a project to design a second round of notebooks using their vast collection of excellent print effects and techniques, such as hot foil stamping, microembossing, silk screening and sown binding. With the support of Arjowiggins Creative Papers, Imprimerie du Marais launches this project resulting in another final package of eight unique notebooks.
     
    Within our design proposal, we fused two main concepts. One of them is the technical language of printing production, such as small gestures like die cut lines, color and grayscale registration marks, with the purpose of adding value to the general concept.
     
    In addition, the idea is fused with the concept of technology and hardware, using a Motherboard as inspiration for its patterns to create forms through the notebook’s cover space. The design served as a tribute to the complexity and technicality of the printing process, a gesture that pointed to this dying art form's glorious existence. The idea was to take everything to the extremes using every resource offered. The result is a composition reminiscent of an experimental printing test, a printed glitch from a parallel universe,  a sudden malfunction, a phenomenon that sometimes creates unintentional but interesting textures with the information a system is using.
  • Anagrama fue invitado a colaborar con otras siete agencias a nivel internacional en un proyecto realizado por Imprimerie du Marais para diseñar una segunda ronda de cuadernos utilizando su gran colección de efectos y técnicas de impresión, como por ejemplo estampado, serigrafía, encuadernación cosida, y micro realzado. Con la ayuda de Arjowiggins Creative Papers, Imprimerie du Marais lanza este proyecto con el fin de crear otro paquete de ocho cuadernos únicos.
     
    Dentro de nuestra propuesta, el diseño del cuaderno fusiona dos conceptos. Uno de ellos es el lenguaje técnico de impresión, el cual impone el estilo con pequeños gestos como líneas de corte, registros de color y marcas de la escala de grises, funcionando como un valor agregado al concepto en general.
     
    Al mismo tiempo, esta idea se fusiona con el concepto de la tecnología y computación, utilizando una tarjeta madre como inspiración y los patrones que puede generar para crear formas a través del espacio en el cuaderno.  El diseño funciona como tributo a la complejidad y tecnicismo del proceso de impresión, un gesto que señala hacia la existencia de esta gloriosa forma de arte en decadencia.. La idea era llevar todo al extremo, utilizando cada recurso posible. La intención de la composición es representar una especie de glitch, un funcionamiento defectuoso repentino, fenómeno computacional que puede generar intencionalmente texturas interesantes con la información que la computadora está utilizando.